La apuesta por el mejoramiento ambiental

Redacción | 02-04-16 | 08:59

Ideas

Rodrigo Montoya Rivera

Una gran noticia se difundió por los distintos medios de comunicación cuando el juzgado segundo de distrito con cabecera en Cancún, concedió una suspensión con carácter de definitiva, en atención a la solicitud de amparo interpuesto por un ciudadano en contra de las obras de chapeo, desmonte y relleno en el malecón de Tajamar, medida cautelar que resuelve el juicio sobre este controvertido tema.
“Es algo muy importante porque quiere decir que los colegiados están privilegiando el interés público sobre el interés particular y esto es trascendente en México”, fue un de las expresiones importantes que hizo la presidenta Araceli Domínguez, del Grupo Ambientalista GEMA. De igual forma, las expresiones de solidaridad y apoyo no tardaron en hacerse notar, incluso se donarán mil plantas para la reconstrucción de dicha área.
Más allá de un tema controversialmente jurídico, hablar del manglar en Tajamar se convierte en un tema fundamentalmente ambiental, ya que representaría un verdadero reto concertar los acuerdos de la COP21 de Cambio Climático, que por supuesto implican la responsabilidad de asumir mecanismos preventivos y de adaptación a este importante proceso.
Según comentarios y declaraciones de Raúl Arriaga Becerra, Presidente del Colegio de Biólogos de México, el terreno tardía alrededor de tres meses o más para que dicha área vuelva al estado que en un principio de encontraba. Paradójicamente, se aclara que no es del todo correcto llamar a esta afectación como “ecocidio”, ya que dicha zona en realidad no era un ecosistema de manglar, sino que había sido producido como resultado de un proceso de urbanización de la zona de Cancún.
Recordemos que un manglar se constituye como un bosque pantanoso, donde es posible mezclarse agua de río con el agua salada de mar, y se llaman así ya que esa es la especie de árbol dominante en esas áreas. Estas, fungen como barreras protectoras de las costas así como filtros para grandes cantidades de sedimentos y nutrientes.
Existe una gran variedad de marco jurídico así como reglamentación diversa, en donde se privilegia el interés ambiental general sobre los particulares, mismos que necesariamente deben ser expandidos por la población de todo el país.
Las medidas tomadas por las autoridades, responden a un sentir socialmente responsable, sobre todo cuando sabemos que los problemas de carácter ambiental en México se han ido agravando con el paso del tiempo, por lo que crear políticas públicas e impulsar trabajos legislativos de la materia, será siempre una prioridad para todas las autoridades.