Gobierno reactivo y no proactivo y preventivo en Xalapa

Valeria Marcial | 05-12-21 | 23:02

Son ya los últimos meses de Hipólito Rodríguez Herrero, alcalde de Xalapa, el académico que se enemistó con su pueblo, por sus erróneas políticas públicas o más bien nulas acciones en su administración municipal.

El morenista ha causado tanto encono en su contra que se sabe es el factor más negativo para el actual candidato a sucederlo, Ricardo Ahued Bardahuil, que suficiente tiene que cargar con el nulo trabajo de Rafael Hernández Villalpando, Rosalinda Galindo Silva y Ana Mriaim Ferraez, respectivamente en su reelección.

La lluvia de este miércoles dejo afectaciones en 30 colonias de la capital veracruzana, bastaron unos 120 minutos de lluvia para que colapsara el sistema pluvial y la red de drenaje de la ciudad.

Decenas de casas se inundaron y flotaban todas, absolutamente todas sus pertenencias entre aguas negras. De igual manera varios vehículos quedaron bajo las repentinas lagunas de agua que se formaron en las calles.

En medio de la pandemia, un periodo de vacunación y un proceso electoral que va subiendo de intensidad, llegó la crisis.

Los candidatos salieron a recorrer las calles como lo marca el manual, para tomarse la foto, otros prefirieron resguardarse.

El caso es que la acción del gobierno municipal del morenista una vez más resultó ser reactivo y cero proactivo y preventivo, pues de haber realizado mantenimiento, no habría ocurrido la inundación de las diversas colonias.

Ese es el resultado de gobierno y gobernantes corruptos, sumisos, opacos, sin visión y omisos. Los resultados no son politiqueria, son afectaciones a la población en general y siempre, usualmente, a los que menos tiene, a los más vulnerables.